.

LA EXHIBICIÓN NO SUPONE NINGÚN ARROJO, LA TRANSPARENCIA SÍ.

viernes, 30 de diciembre de 2016

Pacto

El sol turba en la ventana, bajo el agua se intuyen rayos somnolientos pactando con heridas, con miedo a vivir inmóviles. Especulando con la muerte, en una mano se agigantan los surcos, la otra sostiene esos surcos y a la ilusión de que vengan lluvias a aumentar comienzos para que no suceda el signo resignado. Quedan pocas almas espontáneas. Seamos el significante del sentimiento sin prohibir palabras, hasta quedarnos sin ojos, y acompañemos los restos transformados en noche hasta la próxima mañana, como los restos de magia que quedan en la costa. El amor no vive en paridad con el instinto, como suponían mis deseos, es una manifestación de alta calidad que todo lo altera. La ventana está distinta, y yo, aunque sigo sin saber de qué se trata, ya no permanezco indiferente a estos alrededores de su gesto. Firmo el pacto, el pacto borroso, otra vez, con la misma intensidad de aquel primer día, hace tanto tiempo.

MabelBE

Aquel 89 /1

Al hombre del fondo triste, a su poeta escondido tras tantos papeles, no escribo.
Porque está tan blando, tiene tanta lluvia, que no sé bien que decirle. Su vida tiene hoy la cara de un asesino. Y la vida tiende a la vida
en su vacío loco de piel.
-Hijo, ven rápido, que mis rosas están por morir, sueña Vinicius que alguien le diga.
.

MabelBE / Las cosas de la piel

martes, 6 de diciembre de 2016

Caverna azul


Esta escolta de lunas y lloviznas
dibuja espacios, como ramas que bucean
en la oquedad azarosa de lo ausente.
Mi mirada se expande y te enraiza
adentro nuestro o afuera de un abrazo
que roza frutos del árbol sumergido.
Tus nociones regresan a encarnarse
en una sombra común que no comparte
burbujas ni brotes ni temores.
Caverna única. Azul. Que gesta grutas
y se vuelve sustancia transmigrada
por vaivenes intensos de palabras.
Este clima de niños en su juego
es un cielo viscoso sin peligros
que carece a la vez de piel y venas
en la oquedad azarosa de lo ausente.
.
.
MabelBe

domingo, 4 de diciembre de 2016

Donde no hay noche ni día


Solitarias entre las nubes
donde no hay noche ni hay día
se forman las alas de los pájaros
.
con una parte del proceso
.
donde ni la libertad tiene el poder
.
y tanto el vuelo
................como la evolución de la instancia
................................son derivados a los vaivenes del viento.


MabelBE

viernes, 2 de diciembre de 2016

Nostalgia y melancolía


Bautismo de la memoria, de cuando fui el hipocentro
hacia una música triste, gastada en la ambigüedad
que borra hasta los encantos, y hoy es multiplicidad
liberada en los retratos, alma que sale al encuentro
palpando asuntos eternos. Azul, la espalda de hiedras,
deja atrás los malos golpes. El afuera del perfume
me dice que nada muere, y el pecho ya no consume.
Mi suerte fui yo, en semilla. Brote nacido entre piedras
que hoy es armazón flexible. Ritmo y reflejo latentes
de experiencia y de vacío que me envuelve. Vivo en prisma
desde que no me reclino, interminable, entre mí misma
desde que no soy sonidos argumentando presentes
desde que ya no confundo nostalgia y melancolía.

MBellante

viernes, 18 de noviembre de 2016

El borde floreado

Cuando soy la evidencia de la necesidad de un lugar donde quedarme, grito la sorpresa de sentirte como el universo donde caen los anhelos poéticos que elijo transformar en vivencias [pero qué porquería que mi sombra no esté a la par de lo que cuesta ser sustituido, y sea apenas una dulce compañía de mi escapismo].Cuando me habilito para seguir el camino con flores, tus colores acompañan mis pasos a condición de no cargar penas y ésto dificulta abrir una guía donde buscarme. ¿Cómo salir de una posición implantada entre semejante caudal emotivo, si cada vez que borro fronteras tenés guardado mi número en tu alma amarilla, me llamás en rojo [me gustaría creerte ese gesto que tanto me gusta], y al instante de la evaporación sé que es eso exactamente lo que espero, sueño en efímero. Me esfuerzo por el borde floreado, más todo lo dicho [claro, nuestra ausencia] sobre el protagonismo de historias que se quieren teñir con amor. Y, por lo que sea, no llegan más que a fuerza opaca de un gesto.

MabelBE
serie la boludez

Juego 41


Vocabulario ajeno, visión comercial del "no sos vos pero engaña". Incomprensibles de tanta hiperrealidad, los procesos esenciales son todos independientes.
Hasta que un día, por fin, nos defendemos.
Así con todo.

Juegos / MabelBe
un antes y un después

lunes, 7 de noviembre de 2016

Los perros de Hashima y el lago Bled

Siempre hay un perro al lado de lo que va dejando de importar, de lo que se vuelve más duro cuando no aparecen alternativas. Ni hablar de la nostalgia que producen las sombras de los árboles sobre el campo al caer de la tarde. No son felices ni en la niñez. Nunca quise estar en esas agonías de la hermosura cuya principal característica es la ajenitud. Será por eso que busqué ser como la isla sin nombre del lago Bled. En el alma me quedó grabada su forma de lágrima, que me recuerda a Hashima.
Yo hago latir la capacidad de ver vegetación rugiente, de músicas y sonidos conviviendo entre la voz humana, bajo techos siempre recién pintados y niños que arrojan piedras y risas desde la orilla.
Esta Hashima sin la irrealidad obtusa de silencios diminutos se ubica en el Bled, y sube por la escalera que ocupa gran parte de su suelo y bienvenida, ya sin la inutilidad del cuento de hadas pero siempre con un perro, compañero de la intemperie.
Es duro, más lo que cuesta reinventarse después, cuando no están las alternativas debidas. El dolor de vivir en el inconsciente colectivo. Ni hablar de la nostalgia que producen las sombras del atardecer en los árboles del campo.
Que suerte que existan los perros.

MabelBE

domingo, 6 de noviembre de 2016

En más


ronda invisible

adentro de una bestia que espera el momento 
en que su inflexión le avise

que ya puede atacar

no llega de imprevisto
pero atrás suyo los caminos desaparecen

es fuerte
y a pesar de eso nunca triunfa

MabelBE

miércoles, 12 de octubre de 2016

Primavera

Luego de haber cortado todos los brazos que se tendían hacia mí; luego de haber tapiado todas las ventanas y puertas; luego de haber inundado con agua envenenada los fosos; luego de haber edificado mi casa en la roca de un No inaccesible a los halagos y al miedo; luego de haberme cortado la lengua y luego de haberla devorado; luego de haber arrojado puñados de silencio y monosílabos de desprecio a mis amores; luego de haber olvidado mi nombre y el nombre de mi lugar natal y el nombre de mi estirpe; luego de haberme juzgado y haberme sentenciado a perpetua espera y a soledad perpetua, oí contra las piedras de mi calabozo de silogismos la embestida húmeda, tierna, insistente, de la primavera. / Trabajos Forzados. XII. Octavio Paz, 1949.

viernes, 7 de octubre de 2016

Ser feliz


Cuando entendí que lo que los ojos hacían en mí eran lastimaduras de todos los tamaños, me quedé en stand-by unos días, semiciega. Nunca se me hubiera ocurrido: un cazador de mariposas volviéndome canción perpetua de Foo Fighters. Me dice que es difícil así, que mejor vestirse de despertar. Que mire. Tan poca ayuda otra vez, lo etéreo siempre sale mal, la crueldad me sobrevive. Mucha pesadilla alrededor, una cuesta arriba gloriosa.
MabelBE

miércoles, 21 de septiembre de 2016

Sombra de noche bajo el paraíso


Un hombre llega cuando se está terminando de completar la penumbra primaveral que se percibe en el aire. El aroma de las flores del paraíso puede casi tocarse, su peso rodea el cuerpo de esa mujer, inclinado como acompañando la caída de cada cabello roto. Antes de mezclarse y desvanecerse entre los naranjas y lilas, el azul ausente de los pétalos en el piso emula a una mirada de hace mucho tiempo.
Obligado por la brisa a punto de descomponerse en el atardecer, se sienta para mirarle los gestos mecánicos que organizan el vuelo de dientes negros. El peine aparece y desaparece entre los enredos de su alma, y ella, sentada, con esa postura ida tan suya, recorta sombras sobre el vestido generando violetas que se pierden. Él, intimidado, la siente como un mundo adonde nunca podrá ingresar, se le hace más fuerte adentro. No sabe cuándo comenzó la noche. Los chasquidos retumban en el cielo y en el pecho, sin diferencia alguna.

MabelBE

Afecto primaveral/animal

Otra vez la primavera, pero cambiada, se la ve como a una nueva estación que borra tiempos tenues. Primavera sin descanso. Afecto fuerte. Los animales lo saben porque no usan los tenues. Muchos humanos no lo saben. 
Lo tenue les es tan necesario, que puede llegar a emocionarlos, aunque a veces acompañe a las mentiras. Lo sé por experiencia. Muchas estaciones emocionan, pero ninguna tanto como la primavera.
Muchas mentiras emocionan. Y son mentiras. Aprendizaje de septiembre, cuando me vi más tenue de lo que suponía en un país gris de abandono.
Los animales no van hacia la gente que necesita afecto, a lo casi apagado. Van hacia la gente que sabe lo que es el afecto, lo que no es tenue.
La mentira es una especie de descanso mal entendido en el espacio de los animales. Por eso busco alejarme de lo tenue, me devolvieron esta primavera y entendí que el tiempo y las estaciones tampoco son importantes. Por eso admiro a los animales.


MabelBE
[podrán cortar mil flores...]

El aire puro es celeste

Acostumbraba a nombrar para protegerme de lo nombrado, como si la boca fuera una amenaza siempre a punto caramelo. Temía un contagio en masa de mis órganos. Los imaginaba violeta de tan oscuros, pecho, sexo, corazón, hígado, cerebro, ojos, pulmones, piernas. Y el aire de afuera era para mí de un azul subyugante, pero sin transparencia, lo imaginaba celeste.
Luego pasé a nombrar para apropiarme. Años preparándome en la idea de que los prodigios tenían la frescura de una irreductible lejanía. En este punto estábamos, jodidas mi alma y yo, cuando en una de esas acostumbradas sombras de tarde me enamoré. Por fin.
Los labios no aparecieron. La implosión me dejó ver un lugar adonde iba a parar toda el agua de lluvia de primavera. Fui un aljibe durante mucho tiempo. Hasta la disolución de los deslumbramientos caminé en círculos, recapacité apenas sobre mi voz, su aurora y el cielo, esperé que se evaporara lo necesario para ser feliz. Pero la gran masa de nombres se mantuvo, maldita, torrencial y ardiéndome, percibí el cadáver olvidado en la alacena como la parte de mi cuerpo que nunca más estará, pude ver cómo se superponían los distintos aromas de los caminos mientras yo no atinaba a moverme de este cruce en el que todavía estoy parada, porque no puedo dejar de pensar que el aire puro es celeste.
.
MabelBE
Y no nombro al sol.

Un espacio adentro


Recordar aquella vez, cuando el cielo se mezclaba con la luz. Caminar sobre la primavera, sin descubrir el misterio de todo lo que no se ha dicho. No descubrirlo hasta que no se fije la belleza del naranja en la tarde anochecida.

MabelBE

sábado, 10 de septiembre de 2016

"Te estabas aburriendo"



Los círculos de la energía se fundieron en mi pecho, comprobé la constante de que lo que busco no está lejos, y me pregunté por qué mantener vivo un lugar donde se activan alarmas tramposas que golpean el corazón disminuyendo, entre otros desastres.
"Pensás mal, no estás viendo, te alejás”. Pero entre la angustia escuché “por fin”, así que durante otro rato disfruté del darme cuenta, dejándome ser, a mi suerte y voluntad, o en la entraña central. Todos los hirientes aparatos que construí y reconstruí, revolcados, hicieron que me píerda mirando el horizonte de artilugios sin final. Cuando entre los trastes divisé a esta costumbre desazonada de presionar al alma que no deja de insistir apareciendo, la visualicé sorprendida, repulsiva, enojada y con mi cara, y otra vez me espanté.
Un tiempo muerto hizo aparecer la palabra "difícil", que me trajo a que todo puede ser más fácil, y a que esos diminutos (de tibieza fea, sutilmente venenosos, moribundos indiferentes al envenenamiento) resultados, las dos veces que se cumplieron fueron ajenos a sí mismos.
Al final, lo irreversible de un cansado malsentir se abrió en exposición ante mí y sentí pena, los círculos volvieron a expandirse -un raro mecanismo de limpieza me los extirpó como sábanas tendidas al sol sano de una niñez campestre-, y se fueron corriendo a la aventura (antes sería "huyeron"). Al desaparecer, el último esparció esperanzadoramente el vaho del olvido liberador.

MabelBe

sábado, 20 de agosto de 2016

Ni idea y en otra

-¿Cómo luchar junto al proletariado?, no formamos parte de él.
-¡Si deseamos lo mismo que ellos!
-De ninguna manera, un obrero desea su liberación, mientras que tú deseas la liberación de los demás.
-Poco importa, se trata de llegar al mismo resultado.
-Pero el resultado no se separa de la lucha que conduce a él, Hegel explica eso muy bien, deberías leerlo.
-No tengo tiempo.

/Simone de Beauvoir. La sangre de los otros.


Ocupados en aclarar por qué no queríamos morir
¿nos preocupaba saber para qué vivíamos?

Que no sé

Cómo triunfo, me pregunto. Y empiezo a pensar en que hay que ser feliz caminando el camino, en la vida del ímpetu de los descubrimientos descubiertos, en saber cómo decir que no se sabe lo que se quiere y se busca. Pienso también en la inocencia del buscar, del andar y del amar. Y sé que triunfo así, queriendo la búsqueda de lo que busco. Pero un día quedo sin misericordia, adentro de la imagen de una puerta que se abre.
Y empiezo a entender cómo deja de respirar el cuerpo y el alma en otro lado, otro cuerpo, tal vez otro modo. Ser astral. Soy la materia fundiéndose con agua y tierra, siguiendo leyes primeras, quiero a la búsqueda de lo que busco. 
Y empiezo a ver allá adelante más misterios. Cómo triunfo, me pregunto, con paciencia de culpabilidad difusa que razona el amor bajo un sol de remordimiento clavado en un cielo que es el que manda.


MabelBE

lunes, 15 de agosto de 2016

En la cabeza

Quería iluminar toda la tierra. Hay electricidad suficiente como para crear un segundo sol. La luz aparecería alrededor de Saturno. También podemos regar las otras energías, como la energía mental positiva, que se encuentra en la música de Bach o Mozart, o en los versos de los grandes poetas. En el interior de la Tierra hay energías de alegría, paz y amor que se expresan por ejemplo a través de una flor que crece de la tierra, los alimentos que salen de ella y todo lo que la hace el hogar del hombre. He pasado años buscando la manera de que esta energía pudiera influir en la gente. La belleza y el aroma de las rosas pueden ser utilizados como una medicina y los rayos del sol como alimento. Sé que la gravedad es adversa a todo lo que tenga que volar y mi intención no es hacer los dispositivos de vuelo (aviones o misiles), sino enseñar al individuo a recuperar la conciencia sobre sus propias alas. Lo que se considera como espacio vacío es solo una manifestación de la materia que no está despierta. No hay espacio vacío en este planeta, ni en el Universo. Mi cerebro está ocupado en cosas más importantes que recordar, está recogiendo lo que se requiere en un momento dado, esto es, todo lo que nos rodea. Solo hay que interiorizarlo. Todo lo que una vez hemos visto, escuchado, leído y aprendido, nos acompaña en forma de partículas de luz. Sostuve mis inventos durante años "en mi cabeza", antes de llevarlos a cabo./ Nicola Tesla.

jueves, 11 de agosto de 2016

Un espacio sin esperanza

Cerrar la etapa primera del círculo de la experiencia sin esperar. No hay que esperar. Una esperanza larga es una maldición, pasaporte inmediato a la inmoralidad de saber que te manejan y no hacés nada. Vivir el presente, se logra sin apego o con desapego. Entenderlo.

MabelBE

viernes, 29 de julio de 2016

Gradual o súbito?

También puede haber una explosión súbita de percepción disparada por algún tipo de evento – usualmente uno que no pueda catalogarse de “agradable”.  Por ejemplo, he conocido a personas que han estado practicando por algún tiempo y han mostrado un crecimiento lento pero hermoso en presencia; y entonces de pronto surge una condición física que traer aparejada una intensificación muy rápida de percepción. En algunas personas produce una reacción hacia profundo miedo, así que pierden percepción; pero en muchos otros he observado una intensificación de la percepción – especialmente si involucra la posibilidad de mortalidad. Así que de pronto hay un influjo tremendo de presencia – pero eso solamente ocurrió porque ya habían estado practicando vivir en percepción, quizás durante varios años. No hay fin para la profundización./ Eckhart Tolle. ¿Es el despertar un proceso gradual o un cambio súbito, espontáneo?.

jueves, 28 de julio de 2016

Los pájaros asustados


Tus palabras son enredos de pájaros asustados que viven de mis criterios. Y tus saneados desgastes, esclavos de un destierro que me demuestran la nada, revolotean mi espejo, marchan en un corazón que no puede alejarte porque no quiere alejarse.
Pero ya es preciso definir a las sonrisas. Basta de esos consuelos desde almas desgajadas que no llegan a placé. Gesto bien ampuloso de un compromiso apurado que es un te amo liviano, algo ansioso y nublado, como un fortalecimiento que fortalece muy mal. Y mientras el amor cansado dice ya no sigo más / a ver cómo te enterás.
Que risa las consecuencias de enfrentar a la verdad. lastimadura que escapa subiéndose a unas preguntas en la hendidura del alma, agotada de desván. ¿Son de sangre estas gotas que parecen miel gastada? ¿así sucede el alivio? ¿cómo era la paciencia: ser felíz no está de mas?

MabelBe
no es poema de protesta

Contexto


miércoles, 27 de julio de 2016

Niña de vidrio

Niña de vidrio, acorazada con los arcoiris de las flores en medio de un jardín de miedo y nostalgia. Mundo donde es posible hablarle al simismo del desenlace de la noche de estrellas borradas. Universo con un farol enfrentado al tiempo y a las heridas. Entrar en cada una de las luces y lagrimas que saben exactamente que decir y que abrazan. Diálogo con lo esencial del cambio, entre lo perdurable y en el  instante en que se revelan todos sus abismos ocupados. Sentir la vida de sus versos y que no importe si es cursi la mirada de corazón. Niña de vidrio, con distintos rostros del amor, levantándose cada mañana para hacer un amanecer mas o menos perfecto en la ventana. /Crítica Ebelina.

Tonolec


Un espacio sin esperanza

Cerrar la etapa primera del círculo de la experiencia sin esperar. No hay que esperar. Una esperanza larga es una maldición, pasaporte inmediato a la inmoralidad de saber que te manejan y no hacés nada. Vivir el presente, se logra sin apego o con desapego. Entenderlo.

MabelBE

Fuerza vital

Cruzar por la mitad de la calle, observar sólo imágenes de pájaros en vuelo, conversar con los animales, aprender y enseñar y volver a aprender entre banalidades que no somos nada ·y a la vez lo más importante.
Sangrando en el escritorio de las cosas para proteger a la alegría, sumar una nueva rebeldía con el retiro a tiempo del hermetismo de los misterios. Total, todos somos nada. Y que enormidad superficial esta nada donde somos, todos.

MabelBE

·tan nobles

lunes, 25 de julio de 2016

Juego 41


Vocabulario ajeno, visión comercial del "no sos vos pero engaña". Incomprensibles de tanta hiperrealidad, los procesos esenciales son todos independientes.
Hasta que un día, por fin, nos defendemos.
Así con todo.

Juegos / MabelBe
un antes y un después

sábado, 2 de julio de 2016

Realidad

Contemplo cómo se descomprime el tiempo en las pisadas, completando con una suave neofilia a desprevenidos que se transforman en clima y remanente de clima. Amo ese aire que evita la prolongación de sufrimientos. La vida se colorea cuando el amor improvisa intervenciones que muestran y demuestran ojos inundados de calidad de bien por sobre lo que sea. Puede parecer de fantasía la imagen de un mundo tan poco destructivo, donde no importa el narcisismo biológico ni los reveses, pero no temo a invasiones de recuerdos. Sé como es nunca perder el interés, me gustaría nunca dejar de hacerlo.
.
.
MabelBE

· seguir por mail ·